Tarta de Queso sin Huevo

  • Tarta de Queso

    Tarta de Queso

  • Tarta de Queso y Plátano

    Tarta de Queso y Plátano

  • Tarta de Queso con Caramelo

    Tarta de Queso y Caramelo

  • Tarta de Queso y Manzana

  • Tarta de Queso y Fresa

    Tarta de Queso y Fresa


  • "Tarta de Queso sin Huevo"

    Receta de Tarta de Queso sin Huevo





    Esta receta que traemos es especial para alérgicos al huevo o quienes no quieran comerlos, ya que con ella se elabora una rica tarta de queso con todo el sabor de la tarta de queso tradicional pero si emplear huevos entre sus ingredientes.

    Ingredientes:

    - Medio kilo de queso cremoso
    - Nata líquida, 600 ml
    - Azúcar, 4 cucharadas grandes
    - Mantequilla, 50 gramos
    - Galletas cuadradas, unas 22-24
    - Gelatina, un par de láminas
    - Mermelada de fresa


    Preparación:

    A continuación te enseñamos paso a paso como preparar una tarta de queso sin emplear huevos para ello, con un resultado muy rico y una textura similar a las tradicionales. Tal vez te resulte de utilidad si en algún momento necesitas preparar una receta de este tipo, así que guarda la receta y sigue los pasos que te indicamos para prepararla fácilmente.

    Primero prepararemos la base de nuestra tarta de queso, que vamos a hacerla sin horno, enfriando la misma antes de comerla. Vamos a triturar todas las galletas, en trozos muy pequeñitos, lo cual es muy importante porque con ella formaremos la base de la tarta, y no queremos que queden trozos muy grandes, así que triturarlas lo mejor posible. Cuando las tengas listas, mézclalas en un bol con la mantequilla casi derretida, para lo que te recomendamos emplear unas varillas, manuales o con la batidora, ya que dan un mejor resultado. Cuando lo tengamos mezclado formando una masa, la extendemos cubriendo todo el fondo del molde que tenemos preparado para la tarta. Sobre el molde un consejo, emplea mejor uno que sea desmoldable, con lo que conseguirás desmoldar la tarta sin que se pegue a las paredes del mismo y se rompa. Cuando hayas creado la e con la mezcla de mantequilla y galletas, mete el molde en la nevera para que cuaje un poco.

    Por otro lado vamos a preparar la parte superior de la tarta de queso. En un recipiente amplio ponemos el azúcar junto al queso, la nata y la gelatina hidratada, lo que se consigue echando las láminas en un cuenco y cubriéndolas de agua unos minutos, hasta que se hinchen. Mezclamos todos esos ingredientes y los calentamos en un cazo, y cuando esté casi hirviendo lo apartamos unos minutos y lo vertemos sobre la base de galletas y mantequilla que hemos preparado, y que se habrá compactado mucho más tras pasar por el frigorífico.





    Una vez tengamos ya la tarta de queso montada, la guardamos en el frigorífico y dejamos varias horas para que cuaje la tarta bien, al menos 5 o 6 horas, pero cuantas más, mejor será, ya que cuajará totalmente la parte superior.

    Una vez que pase ese tiempo y la vayamos a servir, la recubrimos por encima con la mermelada, para decorarla y darle un mejor sabor. Y así ya tenéis lista esta interesante receta de tarta de queso sin huevo, que esperamos os guste.