Tarta de Queso Japonesa

  • Receta Tarta de Queso

    Receta Tarta de Queso

  • Receta de Tarta de Queso y Platano

    Tarta de Queso y Plátano

  • Receta Tarta de Queso con Caramelo

    Tarta de Queso y Caramelo

  • Tarta de Queso y Manzana

  • Receta Tarta de Queso y Fresa

    Tarta de Queso y Fresa


  • "Tarta de Queso Japonesa"

    Receta de Tarta de Queso Japonesa




    Esta es la receta de la famosa Tarta de Queso japonesa, esta es una de las tartas que más se consume en Japon, y esta es la receta con la que podrás hacerlo en tu casa sin ningún problema.

    Con el video de la izquierda podrás aprender como cuidarte y disfrutar de la vida a la vez que comes.



    Ingredientes:

    - Queso philadelphia: 220 gramos
    - Queso mascarpone: 230 gramos
    - 5 huevos XL
    - Leche entera: 115 mililitros
    - Azúcar blanca, 160 gramos
    - Harina de reposteria: 50-60 gramos
    - Mantequilla: misma cantidad
    - Maicena, un par de cucharadas
    - 1 sobre blanco de gasificante
    - Limón y un poco de sal

    Preparación:

    Lo primero es poner un perol a calentar a fuego medio, en él vamos a colocar la mantequilla, los quesos, el azúcar y la leche. No dejamos de mover hasta que todo se diluya y se mezcle bien.

    Ahora de los huevos, vamos a separar las yemas y echarlas a la mezcla, también vamos a añadir la harina con la maicena, y la ralladura de limón, podemos incluso echarla un poco de esencia de limón. Mezclamos todo muy bien.

    Montamos las claras al punto de nieve con ayuda del sobre de glasificante y el poquito de sal.

    A continuación con mucho cuidado vamos incorporando poco a poco las claras montadas a la masa, con mucho cuidado para que no se baje demasiado.

    Precalentamos el horno a 170 grados, y mientras preparamos el molde que usaremos, o bien engrasandolo o bien forrandolo con papel de aluminio para que no se pegue el bizcocho.

    Metemos el molde en el horno, y lo dejamos unos 45 minutos aproximadamente, dependiendo de si vemos que está hecho por completo o no por dentro.







    Una vez fuera, se va enfriando a temperatura ambiente, y lo decoramos con azucar glas por encima.